Alberto visitó IMPSA
La empresa recibió el aporte de USD 20 millones de parte de la Nación y de Mendoza para capitalizarse y volver a competir en el mercado internacional como proveedor de tecnología energética.

Alberto Fernández viajó con los ministros Kulfas y Guzmán a Mendoza y se encontró con el gobernador Rodolfo Suárez para efectivizar la capitalización conjunta de los dos Estados hacia la empresa por el equivalente en pesos a 20 millones de dólares. Este aporte le permitirá a la empresa recomponer su capital de trabajo, consolidar su operación en Argentina y volver a competir en los mercados internacionales.

Como adelantó LPO, el proceso de capitalización comenzó en agosto del año pasado cuando los directivos de IMPSA que venían de ocho años de batallar con el frente financiero, solicitaron la asistencia financiera a la Nación.

En una primera instancia y mientras la empresa cerraba una agresiva reestructuración de su deuda, el gobierno la asistió a través del Programa ATP y luego con el "Programa de Asistencia a Empresas Estratégicas en proceso de Reestructuración de Pasivos" (PAEERP) del Ministerio de Desarrollo Productivo, a través del cual pagó el 75% de los salarios de los trabajadores de la empresa desde el mes de enero.

La reestructuración se tradujo en una postergación de los todos los pagos con cinco años de gracia sobre el capital e intereses, una fuerte baja en los intereses al 1,5% y pagos de capital a partir del año 2028. Y en marzo la asamblea de accionistas votó a favor de una ampliación de capital y aprobaron ofrecer la suscripción de estas acciones a la Nación y a Mendoza.

La capitalización, que se firmó el jueves pasado de manos del BICE Fideicomisos y la distribuidora de energía mendocina, inyectará un total de $1.362.900.000 al capital de IMPSA, por lo que su participación accionaria pasa a ser del 63,7%, mientras que el Estado provincial mendocino aportará $454.300.000 (21,2% de las acciones). De este modo, el 15,1% restante permanecerá en manos privadas, un 9,8% al fideicomiso de acreedores y otro 5,3% al fideicomiso de la familia Pescarmona, que la fundó a comienzos del siglo pasado.

En ese marco, el presidente afirmó: "Que IMPSA se mantenga en pie es el resultado del esfuerzo de toda la Argentina. Es un país que apuesta a una empresa que se desarrolló en Mendoza y que hoy tiene 720 trabajadores, pero queremos que vuelva a tener los 1.300 trabajadores que alguna vez tuvo".

El Gobierno estatizó la histórica empresa de energía de Pescarmona
"Si Mendoza tiene una necesidad, la Argentina tiene que atenderla, y ese encuentro para mantener en pie una empresa emblemática y de alta capacidad tecnológica representa el esfuerzo de todos", aseguró Alberto Fernández.

A su turno, el gobernador Suárez expresó su agradecimiento por el trabajo conjunto y relató: "Rápidamente nos pusimos de acuerdo para apoyar desde el Estado Nacional, desde el Estado Provincial a una empresa como IMPSA que genera empleo genuino". Además, destacó que "en este contexto, atravesados por la pandemia, es un gran gesto de empatía, con el ciudadano común, con los empresarios y emprendedores a quienes les estamos demostrando que en los temas importantes nos podemos poner de acuerdo" y destacó especialmente el desempeño de los ministros nacionales para "fortalecer financieramente a la provincia para poder participar de esta capitalización".

El CEO de la firma, Juan Carlos Fernández, afirmó: "Gracias al apoyo del gobierno nacional y del gobierno provincial, de los legisladores y sindicatos hoy podemos decir que la compañía empieza un nuevo proceso. Quiero recalcar este último año de trabajo, un trabajo silencioso después de seis años de sufrimiento tremendos".

Con la capitalización la compañía buscará consolidar su operación en Argentina y volver a competir en Asia, Europa, África, y América, lo que ayudará a generar las divisas que la economía argentina necesita. Para este año, IMPSA tiene previsto competir para llevar a cabo proyectos en Latinoamérica, Estados Unidos, India y el sudeste de Asia. Actualmente trabaja en el diseño y la fabricación de las nuevas turbinas de la Central Hidroeléctrica de Yacyretá, en los aerogeneradores del Parque Arauco (La Rioja), en los equipamientos para la Central Hidroeléctrica El Tambolar (San Juan), en los equipamientos para YPF y la fabricación del primer reactor nuclear argentino para generación de energía, el CAREM.

A su vez, exporta el 85% de su producción, y lleva diseñadas y fabricadas más de 200 turbinas que producen energía en 40 países. Tan solo en Argentina, las turbinas generadoras tienen el potencial de captar unos 2.000 millones de dólares. También produce torres eólicas, puentes grúas, generadores para industria nuclear, entre otros. Y además se presentó a la licitación para la construcción de la represa Portezuelo del Viento.

Por su parte, Kulfas apuntó que: "IMPSA es sinónimo de desarrollo tecnológico. Perder la empresa hubiese sido un paso en la dirección contraria de lo que buscamos". Además, resaltó que es "una empresa de alta tecnología, generadora de empleo e industria de innovación".

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
1
Qué raro, en infobae no salió nada de este acto... ¿será que para la prensa macrista las buenas noticias hay que ocultarlas...?