Elecciones 2015
¿Por qué fallaron las encuestadoras?
El masivo corte de boleta y el efecto "bandwagon" dificultaron las mediciones. El acierto de Elypsis a días de la elección.

La elección de ayer no sólo dejó herido a Daniel Scioli: una vez más, las encuestadoras quedaron en el ojo de la tormenta por la enorme diferencia que se dio entre sus pronósticos y los resultados con los que Mauricio Macri y Cambiemos sorprendió al país.

Si bien la mayoría de las consultoras difundieron en la última semana trabajos en los que mostraban escenarios de ballotage, en todas ellas la posibilidad de una victoria de Scioli en primera vuelta se encontraba dentro del margen de error.

De hecho, con todas las encuestas consideradas, el Observatorio de Encuestas de LPO dio un promedio de 39,84% para Scioli y un intervalo de confianza entre 37,7 y 42%. Es decir, con altas posibilidades del candidato del FPV de superar el límite clave del 40%.

Macri, en cambio, quedó con un promedio de 28,9% y un intervalo de confianza de entre 26 y 31,8%. Aún en el caso más optimista para Cambiemos, con esos números, la diferencia entre los candidatos no podría haber sido menor a 6 puntos. Terminó siendo de 2 y medio.

Así, las encuestadoras sufrieron una vez más el golpe de los resultados y la mayoría decidió refugiarse durante todo el lunes ante las consultas de la prensa. Entre los pocos que se atrevieron a conversar, se notó una atmósfera de confusión, autocrítica y aceptación de que falta aprendizaje.

Pero, ¿qué sucedió entonces? ¿Cómo es que la encuestadora con los números más optimistas para Macri ni siquiera se acercó al resultado de ayer?

En diálogo en off con LPO, un consultor repasó algunas de las razones que pudieron haber llevado al error colectivo de las encuestadoras: por un lado, la elección de ayer fue una anomalía en cuanto a los niveles de corte de boleta que se registraron. El fenómeno podría deberse, por un lado, a un cambio en el comportamiento del electorado –más conciencia de la posibilidad de cortar y menos lealtad hacia las marcas partidarias- o bien un hecho circunscripto a esta elección, que tendría que ver, especialmente, con la alta imagen negativa de Aníbal Fernández acompañado a Scioli en la boleta bonaerense y el fenómeno Vidal.

El corte de boleta es especialmente difícil de medir con el sistema actual: al hacer una encuesta no es lo mismo preguntar, por ejemplo, por la competencia por la gobernación con sus candidatos nombrados individualmente, que preguntar por fórmulas presidente-gobernador (Scioli-Fernández, Macri-Vidal, etc). De cualquier modo, ninguno de los dos casos garantiza un pronóstico certero del corte de boleta.

Pero cualquier dificultad en la medición queda eclipsado por un vicio mayor de los encuestadores: la negación de la realidad. Más de un consultor confesó a LPO que en la última semana –cuando ya regía la veda para encuestas- tuvieron una señal de que los resultados podrían ser más favorables a Macri de lo que estaban midiendo.

Sin embargo, detectar a Cambiemos midiendo alrededor de 33% cuando el resto de las encuestadoras lo mostraban cómodamente por debajo del 30% los llevó a descreer de los números o considerar que el último corte estaba sesgado.

Se trata del llamado “efecto bandwagon”, “efecto arrastre” o “carroza”, que, en este caso, lleva a las encuestadoras a temer quedar lejos del promedio o el estatus quo válido hasta el momento, es decir, una diferencia de por lo menos 6 puntos a favor de Scioli.

El acierto de Elypsis

Fue únicamente la consultora Elypsis, de Eduardo Levy Yetati, quien decidió, tímidamente, saltar del carro: el jueves antes de la elección, difundió un informe en el que aseguraba: “Los indecisos se mueven hacia Macri y podrían forzar el balotage”.

A diferencia de otras encuestadoras, Elypsis mantenía un número alto de indecisos, de entre el 12% y el 15%. Según explicó a LPO Luciano Cohen, economista de la consultora, en el último corte, del lunes al jueves, detectaron una decisión masiva de esos indecisos por Macri.

Además, es última semana, el famoso voto volátil –aquel que podría cambiar en el último momento- de Cambiemos se consolidó para su candidato, mientras que gran parte del voto de otros candidatos migró hacia Macri.

Sin embargo, con la veda para encuestas en rigor desde el lunes anterior, la medición no trascendió a través de los medios.

La migración de indecisos hacia Macri, según Elypsis.

El pronóstico de Elypsis.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
5
Ellas profesan una actividad comercial que vende un producto a la medida de lo solicitado por el cliente.
Que el cliente lo utilice para influenciar al prójimo con la irrealidad; que a la postre quede al descubierto la maniobra y que la encuestadora aparezca como la que le pifió, PARA NADA IMPORTA !!!! Saben porqué ??? porque los argentinos no tenemos memoria y a los 4 años volvemos a creerles ...!!!! y ellas vuelven a repetir el mismo trabajo
4
¿Por qué fallaron las encuestadoras? Porque son una manga de zuripantas que se venden al mejor postor, como el 90% de los periodistas de este país (ya sean de TN, de 678 o inclusive este portal).

Y la gente que lo consume como si tuvieran la babosa cerebral de Futurama en la cabeza, bah...
3
Las zonas pobres de La Plata, donde el FPV ganó las paso, he notado un gran corte de boletas, y votos a favor de Macri / Vidal,/ y los legisladores de Stolbizer. Diría Menem que la gente no come vidrio, aunque los consultores no lo detecten: debieran cambiar de sistema o de cuestionario, porque no es la primera vez que no la embocan.
2
Son todos unos caraduras. Hacen su negocio y no les importa un ca... lo que dicen. Estafadores a sueldo del oficialismo
1
¿porqué fallaron las encuestadoras? porque son ficticias y prostituidas